¿Qué es un Wallbox y para qué sirve?

¿Qué es un Wallbox y para qué sirve?

La movilidad eléctrica es un hecho. La transición hacia modelos de vehículos más sostenibles para nuestra sociedad y medioambiente ha arrancado con fuerza. Gracias a ello, se ha producido una revolución industrial y de consumo que promete cambiar el paradigma en el sector automovilístico. 

No obstante, una de las grandes cuestiones en cuanto a los coches eléctricos es su sistema de carga, surgiendo una duda muy recurrente entre los usuarios, ¿qué es un cargador Wallbox?

En Volkswagen Turismo queremos acercarte a las nuevas tecnologías y por ello, queremos que conozcas qué es un Wallbox y para qué sirve este sistema de carga de vehículos eléctricos que ha revolucionado el sector.

¿Qué es un Wallbox?

Wallbox es un término muy utilizado dentro del sector de la movilidad eléctrica. Se utiliza para hacer referencia a la carga de baterías de vehículos eléctricos, híbridos, enchufables o motos eléctricas.

Su instalación se puede llevar a cabo en un domicilio particular, garaje de comunidad de vecinos o espacios públicos.

A diferencia de otros cargadores, Wallbox ofrece unas prestaciones, y una seguridad que provoca una gran optimización del proceso de carga del vehículo. 

 

¿Para qué sirve un cargador Wallbox?

La instalación de un dispositivo Wallbox como punto de carga responde a dos cuestiones fundamentales: ofrece mayor seguridad en la recarga y la carga del vehículo se realiza a mayor potencia, a diferencia de los cargadores convencionales.

Además de aportar una enorme eficiencia en la recarga del vehículo, también permite controlar el consumo y el gasto de electricidad. También podrás programar la recarga para ejecutarla cuando quieras.

Si, por el contrario, realizas la carga del vehículo en el garaje de tu comunidad o en la vía pública, puedes activar la carga a través de tarjeta o llave.

¿Cómo funciona un dispositivo Wallbox?

El funcionamiento de un cargador Wallbox es bastante parecido al de cualquier enchufe que podamos tener en nuestra casa.

Una vez y estacionamos nuestro vehículo, procederemos a levantar la tapa donde está el conector del cable, conectamos el coche al Wallbox a través de los cables, creando al momento una comunicación bilateral.

Asimismo, dependiendo del cargador que utilicemos, la potencia que tengamos contratada y el modo de carga, el vehículo quedará en modo espera o comenzará la carga inmediatamente.

¿Cómo puedo saber si mi vehículo se está cargando correctamente o no? Pues lo sabremos gracias a que los coches eléctricos cuentan con diferentes sistemas de luces que se encienden y parpadean para indicarnos que se encuentran recibiendo la carga.

Uno de los puntos fuertes de los cargadores Wallbox es la seguridad que aportan. De esta manera, podemos evitar los tan temidos picos de tensión que pueden dañar nuestra batería. 

Los dispositivos de carga Wallbox han llegado al sector de la movilidad eléctrica para favorecer los sistemas de carga de los vehículos eléctricos e híbridos enchufables. Con él, se puede ahorrar el consumo de energía, controlando en todo momento los tiempos de carga, aportando además una seguridad extra para no dañar nuestro vehículo.

Ven y descubre con Volkswagen turismos todas las novedades que se vayan produciendo en el sector de la movilidad eléctrica.

También te puede interesar

Texto legal de Volkswagen

  • Potencia máxima calculada de acuerdo con UN-GTR.21, que se logra durante máximo 30 segundos. La potencia disponible en la situación de conducción individual depende de varios factores como la temperatura exterior, carga, acondicionamiento del vehículo, envejecimiento, físico de la batería de alto voltaje. La disponibilidad de potencia máxima requiere una temperatura de la batería de alto voltaje de entre 23 y 50°C y carga de la batería > 88%. Desvíos en estas condiciones pueden llevar a reducir el rendimiento. La temperatura de la batería, puede hasta cierto punto, estar influenciada indirectamente por la función del aire acondicionado. El estado de carga se puede configurar en el vehículo, entre otras funciones. La potencia actual disponible se muestra en el display de potencia en el Digital Cockpit del vehículo de Volkswagen. Para preservar la capacidad útil de la batería de alto voltaje lo mejor posible, se recomienda configurar la carga al 80% para el uso diario (que puede cambiarse al 100% antes de trayectos de distancias largas, por ejemplo).
  • Autonomía determinado según el procedimiento de prueba armonizado mundialmente para vehículos y automóviles comerciales ligeros (Worldwide Harmonized Light Vehicles Test Procedure, WLTP) para la autonomía más favorable de equipamiento de cada modelo respectivamente. Los valores reales de la autonomía WLTP pueden variar en función del equipamiento. La autonomía real difiere en la práctica según el estilo de conducción, la velocidad, el confort de los pasajeros, la temperatura exterior, el número de pasajeros, la carga y la topografía.